Mar del Plata, lunes 29 de mayo de 2017
Revista Puerto es una publicación independiente dedicada al sector pesquero.
05/04/2017
El STIA va al paro, pero la adhesión sería escasa

En plena temporada de langostino los trabajadores no arriesgarían a perder presentismo y producción. Y los empleados ‘eventuales’ saben que día no trabajado, es día no cobrado. El gremio no logra sumar adherentes a la huelga.

Por Nelson Saldivia

El Consejo Directivo de la Federación de Trabajadores de Industrias de la Alimentación, en la que se encuentra enrolado el STIA, ha decidido adherir al paro nacional convocado por la CGT nacional para mañana 6 de abril de 2017.

En tanto, la realidad de las plantas pesqueras de Chubut muestra poca voluntad de los trabajadores de perder un día, en plena temporada de langostino. En el caso de los empleados eventuales, que hoy representan un porcentaje importante en cada planta de procesamiento, descartan plegarse a la huelga porque día que no trabajan, día que no cobran, con el riesgo de ser reemplazados por otros que esperan poder hacer un jornal en el proceso de langostino.

El personal mensualizado en relación de dependencia evalúa que no asistir un día por una medida nacional significará perder los montos fijos de presentismo y asistencia perfecta. Es en la temporada de langostino cuando los obreros de la pesca en plantas de Puerto Madryn, Rawson y Trelew hacen la diferencia. En casos, con horas extra obtienen “quincenas” que rondan los 37 mil pesos, y pocos quieren arriesgar su temporal nivel de ingresos por la huelga convocada por los “gordos” de la CGT.

En este marco, el Consejo Directivo de la FTIA dio a conocer a los Sindicatos de Alimentación del país que esa organización “comparte los ejes de la convocatoria realizada por la CGT y considera que la medida adoptada responde a la estricta defensa de los intereses y derechos de los trabajadores de la Alimentación y del conjunto del movimiento obrero”.

En Chubut, el secretario General del STIA, Luis Núñez, quien es además el secretario General de la CGT del Valle, planteó esa semana que hubiera preferido, además del paro general, una movilización de trabajadores.

Desde la Federación que agrupa a los gremios de la Alimentación sostuvieron que “estamos preocupados por la falta de respuesta del gobierno nacional ante los despidos, suspensiones, tarifazos, el permanente aumento de los precios de la canasta familiar, el incremento de las importaciones en perjuicio de la industria nacional, la pérdida del poder adquisitivo de los salarios”, detallan.

Asimismo, al justificar la adhesión a la huelga de mañana, cuestionaron “la insistencia en querer poner un techo a las paritarias, los intentos de avasallar los convenios colectivos, la falta de cumplimiento por parte de las empresas de los compromisos asumidos respecto del pago del bono de fin de año y de no realizar despidos; y un rumbo económico que hasta el momento sólo ha consolidado la recesión poniendo en peligro los puestos de trabajo de miles de compañeros”. En el caso de Chubut, ayer continuaron las negociaciones salariales, sin punto de acuerdo hasta el momento; sin embargo, los propios delegados de planta admiten que hay clima de paro con la voluminosa cantidad de langostino para procesar. Habrá que ver cuál es el nivel de convocatoria de la dirigencia.

“No tengo datos de observadores de la flota costera”

En diciembre de 2016 la Asociación de Costeros tomó el compromiso de reunirse con el INIDEP para armar un plan de observadores consensuado. Pero no volvieron a atender los llamados de la jefa del Programa de Especies Demersales, Claudia Carozza, con quien habló REVISTA PUERTO.

Cerrar