Mar del Plata, martes 30 de mayo de 2017
Revista Puerto es una publicación independiente dedicada al sector pesquero.
19/05/2017
“Si no se hubiera adelantado la temporada, nos fundíamos”

Juan Redini, presidente de CAPA, analiza el balance de lo que mostró la zafra de calamar. El año que viene solicitarán comenzar antes. Expectativas por la evolución en el área Norte y rechazo a un nuevo charteo.

Por Roberto Garrone Fotos Diego Izquierdo

El presidente de CAPA llegó a Mar del Plata a monitorear detalles de la estadía de su buque potero “Villarino”, que como buena parte del resto de la flota, está amarrado en los muelles del puerto local a la espera de la evolución de la zafra.

“Esperaremos hasta julio a ver qué pasa. Ahora hay ejemplares de entre 8 y 10 centímetros, que de acuerdo a lo que señalaron los científicos del INIDEP en la última reunión de Comisión de Seguimiento, es el que todavía no se pescó y puede tener un tamaño comercial para esa fecha”, dice el armador en un café de la calle Alem.

El punto distintivo de una temporada en la que ya se llevan declaradas cerca de 90 mil toneladas fue la apertura anticipada. “Fue un acierto haber podido comenzar antes. Fijate que si hubiésemos arrancado en febrero tendríamos una marea y media adentro. Y eso hubiese implicado que todos nos fundiéramos”.

El ritmo de faena de los 67 buques que participaron de la zafra 2017 fue intenso. Redini confiesa que con su barco logró pescar el doble: pasó de las 1200 a 2400 toneladas de ejemplares de buen tamaño.

Del precio, como todo empresario, prefiere no hablar. Sí destaca las reuniones que se han hecho en la sede de la Cámara, de las que han participado representantes de todas las flotas para unificar criterios.

Revela que antes se producían distorsiones de valores significativos. “Ahora todos mantenemos una posición común y ayuda a poder vender bien”, acota, aunque  enseguida aclara que “todavía estamos con la cabeza abajo del agua”.

Para Redini poder prolongar la temporada a partir de julio sobre el desovante de primavera les permitirá un alivio en las finanzas de las empresas. “Los costos son muy altos y tenés que pensar en el tiempo que no se pesca. Por eso estamos decididos a plantear que la temporada 2018 comience los primeros días de enero. El INIDEP no ve objeciones y seguiremos trabajando juntos para tener más información sobre la pesquería”, remarca el armador.

Los muelles de Mar del Plata están atiborrados de buques poteros que esperan el reinicio de la zafra. CAPA le solicitó a Martín Merlini mantener una tarifa por uso de muelle como barco operativo y la semana que viene estará la respuesta.

“Creemos que será favorable. Valora el movimiento que genera la flota en la actividad del puerto y el movimiento de contenedores. La flota ha contribuido a eso y destacamos su apoyo. La última marea se descargó el ciento por ciento en Mar del Plata”, puntualiza al tiempo que aclara que los barcos han incorporado a “pescas”, mayormente españoles, “pero se mantienen los puestos de trabajo para los oficiales argentinos. No hubo en el sector una sustitución de personal”, aclaró.

La visita de Macri a China, acompañado con una delegación oficial de la Subsecretaría de Pesca, mantiene expectantes al sector pesquero. Desde el sector potero reconocen preocupación ante la llegada de nuevas inversiones y que la pesca sea la moneda de cambio.

“En la realidad de la pesquería, donde 65 buques operan apenas tres meses sobre el calamar, creemos que sería inviable pensar en repetir un charteo o habilitar nuevos permisos, como ocurrió en años anteriores”, dice el Presidente de CAPA.

Sobre el rol que juega Uruguay en el apoyo a la flota extranjera que opera sobre la milla 201, Redini reconoce que desde la Cámara se deben una relación más fluida con Cancillería para poner el tema en la agenda de discusión. “Son 30 barcos los que recibe Montevideo en el paréntesis de cada zafra, que se alistan y reparan en astilleros uruguayos. Si esa escala aumenta, como parece, sin dudas que es un tema delicado que debe ponerse en un primer plano”, dijo el armador potero.

Sobre la diferencia de costos entre las empresas nacionales y las empresas chinas que operan en el caladero, el empresario sostiene que “debe ser de 6 a 1”, aunque destaca que este año el mejor precio del calamar les permitió aumentar las ventas a Italia, Japón y España.

“Me vienen a vedar a mí donde estoy pescando”

Pipo Ramaci, representante de la Cámara de Armadores, propuso modificar las medidas de manejo de abadejo. También considera necesario modificar la veda de merluza y vedar el Golfo San Jorge y la Bahía de Samborombón. Al mismo tiempo reconoce que el sector pagó coimas para entrar en El Rincón.

Cerrar