30/07/2014
La Justicia intima a Franco Barillari a que se presente y declare

Si no lo hace lo buscarán con la fuerza pública. Avances en la investigación por maniobras de vaciamiento. “De a poco vamos avanzando, pero es un proceso complejo”, subrayó Gino Barillari, quien agradeció la tarea de la justicia.

Revista Puerto - La Justicia intima a Franco Barillari a que se presente y declare

Gino Barillari junto a su abogado Horacio Caruso.

Por Roberto Garrone

Desde el Juzgado Federal Nº 3 de Mar del Plata, a cargo del Dr. Santiago Inchausti, emitieron un edicto publicado en el Boletín Oficial en que emplazan por el plazo de cinco días a Francisco (Franco) Barillari a que comparezca ante dicho estrado a fin de brindar declaración indagatoria en el marco de la causa 31014409/2007.

El empresario pesquero fue desalojado de la toma de decisiones desde que Alejandra Patricia  Barillari, nombrada interventora judicial y coadministradora de la empresa Antonio Barillari SA por la justicia, le revocara el poder asignado desde hace casi más de veinte años para actuar en lugar del directorio de la empresa.

Gino Barillari, hermano de Francisco, accionista de la empresa y quien impulsó la causa por defraudación en la justicia, brindó precisiones sobre el avance de la causa a partir de la intervención designada por la magistrada Patricia Juárez.

“Cuando se presente ante la justicia o lo encuentre y lo lleve la policía debe declarar por las diferentes causas por defraudación iniciadas oportunamente; una de ellas es el procesamiento de AFIP a partir de la no declaración de divisas extranjeras fruto de la venta de langostino a Europa”, precisó Gino, ante REVISTA PUERTO.

La Cámara confirmó el fallo de primera instancia de la Jueza Juárez en que designa interventora y coadministradora a Liliana Barillari, hija de José, hermano de Francisco y Gino, fallecido en un accidente de tránsito en la Patagonia.

En estos días de la intervención, los accionistas accedieron  en las oficinas de la empresa  a documentación de importancia para la causa que involucraría a personas y sociedades de “prestanombres” en distintos movimientos comerciales vinculados con la pesquera.

“Esas personas y empresas están siendo investigadas por la Justicia porque no pueden justificar el movimiento de fondos en virtud de sus antecedentes financieros”, aclaró Gino. “Se investiga a sociedades y particulares que han comprado bienes donde la magistrada revela que fomentaron el vaciamiento de la empresa”.

Al conocer los montos de las transacciones comerciales no quedan muchas dudas sobre el manejo fraudulento de las operaciones. “Plantas pesqueras alquiladas a 10 mil pesos por mes; barcos arrendados a esa misma cifra. Venta de lotes en el sur, cesiones de créditos litigiosos. El tamaño de la maniobra es considerable”, puntualizó el demandante.

La investigación que realizó el letrado Horacio Caruso, que representa a parte de los accionistas minoritarios, y que fue puesta a disposición de la justicia para que revele la veracidad de las maniobras y los actores intervinientes, desde Francisco Barillari y sus colaboradores directos, tuvo sus primeras repercusiones.

Empresarios que han adquirido bienes de Antonio Barillari SA en este proceso de concurso y quiebra en que se fue desprendiendo de muchos de sus activos principales, acudieron al representante legal para resolver los problemas.

Gino agradeció el rol de la Justicia para frenar el vaciamiento. “El cerco se cierra con la combinación del Poder Judicial de Mar del Plata, en el fuero Civil, Comercial, Penal y Federal, con el Poder Judicial de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en sus distintas ramas. También le hemos dado participación a la UFI (Unidad de Información Financiera)  y a la Procuraduría de Criminalidad Económica, que investiga las causas de lavado de dinero. Todos tomaron conciencia que es un problema de magnitud”.

Entre las pruebas que están en poder de la Justicia figura la venta fraudulenta de miembros del directorio de la empresa y de Francisco Barillari en sociedades armadas para cometer ese delito. Hay libro de actas con hojas arrancadas siendo analizadas por los magistrados.

“Estamos recuperando los bienes gracias a la investigación llevada a cabo por el Dr. Horacio Caruso”, destacó Gino Barillari. El profesional ocupó de manera reciente espacio en los medios nacionales por la causa que liga a Amado Boudou con Núñez Carmona, marplatenses nativos, ambos.

Los hijos y nietos de Antonio Barillari aguardan todavía que la justicia se expida por la sucesión, en la que está en juego el 20 por ciento de las acciones de la empresa. Francisco demoró el fallo para conservar la mayoría accionaria y poder moverse con libertad.

Ahora Patricia Barillari puede votar como interventora judicial en representación de la sucesión. Ese 20 por ciento ahora juega para la anterior minoría. “Pero lo fundamental es recuperar los bienes porque sin bienes esas acciones no tienen valor”, reconoció Gino.

La batalla judicial no solo se da en Mar del Plata sino también en la justicia santacruceña. Impulsan una investigación para determinar dónde están o quién retiró los 500 mil dólares que el gobierno santacruceño pagó por la expropiación de la planta de Caleta Paula. La propia empresa dijo que ese monto era injusto, pero no figura en ningún lado el ingreso de ese dinero.

Los lotes aledaños a la planta de Caleta Olivia también rodeados de misterio. Se cree que fueron vendidos a precio de mercado pero a través de un tercero por un valor estimado en 3 millones de dólares. Pero la planta no ingresó ni al concurso de acreedores.

“El poder que tenía Franco no reemplaza al Directorio. Frente a una emergencia puede actuar en nombre de la sociedad, pero el directorio tiene responsabilidad penal porque no hizo nada, en todo este tiempo, cuando debe responder a los accionistas”, cuestiona Gino, al tiempo que aclara que a los 32 lotes los vendió Duarte, un miembro del Directorio.

“De todas maneras no podría haberlo hecho porque no hay un acta de asamblea de accionistas autorizándolo a realizar la operación, revela Gino, al tiempo que arroja más misterios a esta historia compleja.

Esta historia continuará. Y Francisco Barillari tiene mucho que contar.