Mar del Plata, sábado 17 de febrero de 2018
Revista Puerto es una publicación independiente dedicada al sector pesquero.
04/10/2017
Llegó la hora del cierre de la temporada de langostino en aguas nacionales

Ya se alcanzaron 20.000 toneladas de merluza como by catch y este valor sería determinante para sugerir el cierre tal como ocurrió el año pasado. Se llevan 180.000 toneladas capturadas superando los niveles de 2016 y es necesario preservar el langostino que ya entra en época reproductiva.

Por Karina Fernández

Unos 180 barcos operaron durante la temporada de langostino 2017 en aguas nacionales; la mitad fueron barcos fresqueros, que como nunca antes se volcaron a explotar este recurso. Desde el inicio de la zafra se llevan capturadas 180.000 toneladas, mientras que para la misma fecha en 2016 se capturaron 122.000 toneladas. La explicación que encuentran en el INIDEP a esta explosión del recurso no solo radica en una mayor disponibilidad sino también en el aumento de barcos operando sobre la pesquería. Daniel Bertuche y Carina Fischbach, referentes indiscutidos, sumaron a estos motivos la merma de peces en su último informe.  Como esta actividad se realiza durante la temporada dentro del Área de Veda de Merluza Hubbsi, la proporción de este recurso en las capturas de langostino es determinante para la apertura o cierre de zonas y de la temporada. La Argentina ya llegó al volumen de merluza establecido como límite por el INIDEP y ahora el Consejo Federal Pesquero debe tomar la decisión de dar por finalizada la temporada. Pero no es la merluza el único indicador que se deberá tener en cuenta, sino y fundamentalmente, se deberá considerar que se está ingresando al período reproductivo del langostino, de cuyo éxito dependen las futuras temporadas.

El año pasado, en lugar de medir el límite de fauna acompañante de merluza en la pesquería de langostino con un porcentaje (10%) como se hizo siempre, se estableció un volumen anual que el INIDEP estimó en 20.000 toneladas. En 2016 la flota arribó a esta cifra a fines de octubre, pero este año se adelantó un mes y a fines de septiembre ya se había alcanzado.

Como consecuencia de una mayor presión pesquera y abundancia de recurso, según los informes del INIDEP, se llegó a volúmenes de captura muy altos de forma más temprana que en años anteriores. Esta misma aceleración se vio reflejada en la rapidez con la que se alcanzó el límite de by catch anual de 20.000 toneladas.

“Yo creo que estamos cercanos a la finalización de la temporada de langostino de este año”, indicó el Director del INIDEP a REVISTA PUERTO. Ahora, el Consejo Federal Pesquero a partir de los datos y recomendaciones del INIDEP debe decidir la fecha de cierre.

“La evolución de la pesquería de langostino y del by catch de merluza es monitoreada semana a semana y esa información se entrega al Consejo Federal Pesquero, que en función de esos informes tomarán la decisión de cerrar”, señala concluyente Otto Wöhler.

En estos niveles de esfuerzo pesquero y by catch, Wöhler considera que “la Veda de Merluza sigue cumpliendo su objetivo” y  agrega que “las estimaciones indican que en la propia pesquería de merluza se descartaron 60.000 toneladas de merluza por lo cual, si parecen muy negativas 20.000 toneladas de by catch en la pesquería de langostino, que permite un desarrollo enormemente importante para la Argentina tanto en lo económico como en lo relativo a la ocupación de mano de obra, habría que trabajar primero y muy fuertemente en disminuir las 60.000 de la pesquería de merluza”.

Si bien desde el punto de vista del by catch, según las palabras del propio Director del INIDEP ya se está en condiciones de dar por cerrada la temporada, existe otro motivo, incluso de mayor importancia para la pesquería de langostino, por el cual ya debería contemplarse el pronto cierre: se está ingresando a la temporada reproductiva.

A partir de ahora se debe preservar el langostino que haya sobrevivido a la presión pesquera de esta temporada. Es necesario que pueda reproducirse para aspirar a la continuidad de grandes capturas como viene ocurriendo en los últimos años, hecho que permitió el desarrollo del sector con inversiones y trabajo.

Según la información que maneja el INIDEP los rendimientos de langostino han bajado en el último tiempo y es necesario comenzar a pensar en el cierre de la temporada. Ya se descargaron 10.000 toneladas más que el total capturado en toda la temporada de 2016 y todavía resta que inicie la zafra en Rawson, que habitualmente comienza en noviembre.

El manejo responsable de los recursos es fundamental para atravesar airosos todos los cambios que se están produciendo en los ecosistemas, de los cuales obviamente no está exenta la Argentina.

Ya pueden operar seis pesqueros en el puerto de Comodoro

Ayer fue inaugurada la ampliación de los muelles de ultramar y el destinado a la operatoria pesquera. Las obras se retomaron el año pasado después de haber estado paralizadas desde 2011. Con una inversión de 64 millones de pesos se duplica la capacidad operativa y el comercio de la región.

Cerrar