Mar del Plata, domingo 23 de septiembre de 2018
Revista Puerto es una publicación independiente dedicada al sector pesquero.
27/10/2017

“Tenemos que encontrarle un sentido a todo este dolor”

A cuatro meses del hundimiento del Repunte estuvimos con la madre, las tres hermanas y la tía del capitán, Gustavo Sánchez. El relato de lo vivido parece no caber en solo 120 días; la vida es hoy para ellas una lucha constante en búsqueda de verdad, justicia y protección para los trabajadores de la pesca.

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

  • <br />
<b>Warning</b>:  Illegal string offset 'title' in <b>/home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php</b> on line <b>29</b><br />
4


    Warning: Illegal string offset 'caption' in /home/carnava5/public_html/revistapuerto.com.ar/wp-content/themes/puerto/single/single-cat-7.php on line 31
    4

Por Karina Fernández Fotos Diego Izquierdo

FacebookTwitterE-mail

HipoCoop

Fisherman

Data Fiscal

“Tenemos que encontrarle un sentido a todo este dolor”

Desde hace cuatro meses Romina, Fabiana, Gabriela, Graciela y Mimi reparten su vida entre el trabajo, la familia y la lucha. Buscan que el Repunte sea un punto de inflexión a partir del cual todo cambie y los trabajadores tengan la certeza de que salen a navegar en un barco en condiciones, que estén preparados para afrontar una emergencia y que si lo inevitable ocurre ellos y sus familias puedan ser asistidos inmediatamente; pero que además al mismo tiempo se determinen las causales del naufragio para que no se repitan y paguen los culpables.

Son cinco mujeres que atraviesan el dolor de formas distintas. Romina y Gabriela, las caras más visibles de esta familia, transformaron el dolor en lucha y procesan su duelo de esta manera; Fabiana, con un perfil completamente distinto, es parte de cada acción que llevan a cabo pero siente que todavía no procesó nada, se esfuerza por no llorar cuando habla de su hermano… La mamá también reconoce que no ha podido hacer su duelo, está inquebrantable, sosteniendo a la familia, ayudándolos a buscar qué aprender de todo  esto que les tocó vivir.  La tía, Graciela, “Vieja” como le dicen con cariño, es un roble que está codo a codo con ellas en todos lados desde el primer momento.

En casi tres horas de charla me contaron muchas cosas por las que pasaron. La mayoría han sido publicadas durante este tiempo: las recibió Vidal; la plana mayor de Prefectura; el secretario de Seguridad Burzaco; el ministro de Trabajo, Jorge Triaca; la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley y se presentaron en la Cámara de Diputados. Al escucharlas queda claro que cada una de estas noticias tuvo detrás situaciones de tensión e impotencia, atravesadas siempre por el dolor que nadie vio.

“Fue un antes y un después en nuestras vidas que nos marcó profundamente, no solo por la muerte de nuestro hermano y en el caso de mi mamá de su hijo sino también por todo lo que ni imaginábamos que iba a pasar y sigue pasando. Encontrarte con tanta corrupción y desidia… Primero fue el shock, después fue conocer el trasfondo. Además de la tragedia y la pérdida empezás a luchar contra la injusticia porque estas muertes se pueden evitar”, dice Romina intentando sintetizar estos últimos cuatro meses.

Gabriela es la que está más expuesta porque desde el primer momento encabezó las marchas y la convocatoria a los medios; su cuerpo está cansado y sus emociones a flor de piel, pero siempre busca reponerse y seguir. Cuando mira hacia atrás no puede evitar partir del minuto uno de aquel 17 de junio, cuando vivió las horas más dolorosas de su vida. Cuenta al detalle todo lo que sucedió hora tras hora, recuerda cada instante desde que le avisó su marido hasta que entendieron que no había más para hacer que buscar un desaparecido.

Las familias desde el primer momento quedaron abandonadas, el dueño del barco nunca se comunicó con la madre del capitán ni con la mujer de ningún tripulante; los gremios estuvieron siempre ausentes y sus dirigentes actuaron como canallas. El Estado no estaba preparado para afrontar una situación de crisis y ellas, junto a las mujeres, hijas y sobrinas de Airala, Islas, Homs y Arias buscaron desesperadamente una solución.

Decidieron buscar a la gobernadora María Eugenia Vidal para que las atendiera y luego de miles de peripecias, que hoy afortunadamente les sacan una sonrisa, lo lograron. Vidal las atendió en el aeropuerto y a partir de esa conversación de 20 minutos, se comenzó a mover la estructura del Estado para darles asistencia. Hoy las víctimas tienen IOMA cuando el SOMU ya les cortó la obra social; a los jóvenes se les otorgaron becas de trabajo y a otros se les entregaron herramientas para sus propios proyectos.

También se generó el vínculo con el Ministerio de Seguridad de la Nación para que fueran atendidas. Romina y Gabriela fueron convocadas por el secretario de Seguridad Sergio Burzaco, estaban listas para pedirle una Comisión Independiente de investigación y el apartamiento de la Prefectura. Cuando llegaron a la Base Naval se encontraron con la plana mayor de Prefectura; la sorpresa, que incluyó imágenes del barco hundido para las que no estaban preparadas, no las amedrentó y dijeron que “la Prefectura no puede ser juez y parte”. Al día de hoy el juez Lleral apartó a la Prefectura de la recolección de pruebas y pericias y se está trabajando para crear por ley la comisión.

Todavía no habían pasado dos meses del naufragio cuando se dio esta reunión y las hermanas pidieron explicaciones a los Prefectos sobre las cuatro horas que tardaron en ir a rescatarlos. La tardanza se habría dado por el tiempo requerido para verificar cuestiones meteorológicas, les dijeron. La explicación no las dejó conformes, mucho menos después de que el Prefecto Campanini les dijera: “Ustedes no se piensen que es como las películas, el helicóptero nunca está listo para salir, hay que cargar combustible y seguir un protocolo”. Este cuestionamiento será incluido en la causa. “Si el helicóptero hubiera llegado antes quizás mi hermano hoy estaba vivo”, dice entre lágrimas Gabriela; “mi teoría es que no salieron hasta que supieron que no había nadie en la balsa”.

Junto a “las Chicas del Repunte” han dado batalla en todos los ámbitos, políticos, académicos, en las calles, han apostado al arte como forma de inmortalizar a los náufragos del Repunte y recordar a todos que no debe haber “Ningún Hundimiento Más”. Han conformado una Multisectorial con trabajadores y profesionales de distintas áreas. Todo lo han hecho sin que los gremios, los legítimos representantes de los trabajadores, tomaran intervención.

“El SOMU estuvo completamente ausente y el SIMAPE al principio parecía que iba a tener una posición cercana a los trabajadores pero a los pocos días ya cambió”, dice Gabriela y la tía, que no ha hablado mucho, agrega que “el SIMAPE nos prestó el baño, eso fue lo único que hizo”. La última intervención que tuvo el gremio conducido por Pablo Trueba fue en el Consorcio cuando votó en contra de que se hiciera un mural conmemorativo en el puerto; también se opusieron el SUPA y la Aduana. “Lamentablemente los trabajadores no tienen quien los defienda, tenemos que terminar con los sindicalistas viviendo en Rumencó y los trabajadores pobres y solos”, dice Gabriela, en clara alusión a Juan Domingo Novero, del SiMaPe, vecino de ese coqueto barrio privado.

A partir de la aparición pública de los dos sobrevivientes del Repunte, hubo un antes y un después en la relación con las familias, no con las que han trabajado juntas desde el principio sino con aquellas que tenían una participación parcial. El señalamiento del capitán como el culpable del hundimiento por parte de Julio Guymas y Lucas Trillo fue un golpe duro para la familia pero no los condenan, los saben víctimas de una tragedia. “No rompió la unión pero sí ha traído secuelas porque a mami le ha pasado, en la cola del banco, tener que escuchar que la culpa fue de Gustavo”, dice Fabiana, que siempre temió que ese fuera el pensamiento de muchos.

“Todavía existe el mito de que mi hermano se quedó solo en la zona de pesca mientras todos se habían ido a puerto. Él se fue al mismo tiempo que todos, a las 6 de la tarde, pero en vez de ir a Comodoro Rivadavia, como mi marido, se dirigió para Madryn que era su puerto. Tampoco iba a mucha velocidad; venía primero a 9 nudos después a 8, todo eso está más que comprobado. Nosotros lo que queremos es que sea la justicia la que averigüe y estamos abiertas a la respuesta que dé, alguna responsabilidad le va a tocar a Gustavo porque era el capitán, pero no nos debemos olvidar que era un trabajador y le creyó a Caputo que el barco había sido reparado”, dice, y todas coinciden.

En la causa los sobrevivientes agregaron su apreciación de la velocidad, de las buenas condiciones del barco y atribuyeron el naufragio a una falla humana. Pero ellas consideran que ello no generará cambios porque se presentarán pruebas para refutarlo; el reflotamiento del buque, ya solicitado, aportaría muchos datos en ese sentido. La búsqueda de las víctimas ahora pasa por lograr que se cambie la carátula a estrago doloso para que puedan ser incluidos en la investigación Luis Caputo, el dueño del barco; la Prefectura y el Consejo Federal Pesquero.

Contrario a lo que se cree, no fue la acusación a su hermano lo que más les dolió sino el relato que hicieron en los medios del devenir de las víctimas fatales. En un cruce telefónico en LU9, Guaymas le habló a Gabriela sobre los últimos momentos: “Fue un mazazo en la cabeza que no pude soportar, no podía parar de llorar para pedirle que no siguiera porque mi mamá podía estar escuchando”, dice ahora. “Cuando hablaba de los cuerpos flotando yo lo único que pensaba era que no diga que era Gustavo… si a mis 50 años me pasaba eso, imagínate lo que le pasó a los hijos de los demás compañeros, no era necesario ese martirio para las familias”, dice Fabiana. Han resuelto no escucharlos más, no pueden, les hace mal.

Estas cinco mujeres que han decidido trascender el dolor, ven un futuro de lucha. “Sé que será difícil pero quiero que haya un antes y un después del Repunte. Un día estaba destruida y mami me dijo que dejara de preguntarme por qué, que me tenía que preguntar para qué. Tomé sus palabras para poder salir adelante y buscar que las cosas cambien, que los barcos estén en condiciones, que por lo menos tengan un traje de supervivencia que pueda darles una oportunidad más, eso es lo que yo espero para los demás, para nosotros ya es tarde”, piensa y dice Gabriela.

“Tenemos que encontrarle un sentido a todo este dolor, que el Repunte y Gustavo Sánchez sirvan para lograr algo, que no sea un naufragio más como tantos que no cambiaron nada, las cosas van a cambiar. Ésa es nuestra bandera”, pone punto final a este encuentro la mamá del capitán. Las dejo y me quedo pensando en ese deseo que me acaban de confesar, “quisiéramos que los trabajadores nos acompañen porque esto es para ellos” aunque eligen creer que no están porque tienen miedo.

Hoy, mientras esta nota es leída, ellas otra vez están luchando, están en la Municipalidad intentando que se apruebe la ordenanza de Emergencia en Seguridad de los trabajadores de la pesca. No descansan, están decididas a cambiar el rumbo.

  • Red Chambers Argentina S.A.
  • Grupo Mattera
  • Info-Mail
  • Guedikian
  • Gaad Group S.A.
  • Zona Común S.A.
  • Greciamar
  • Desde Madryn también piden reflotar el Repunte

    Familiares y allegados de José Arias, uno de los desaparecidos, marcharon ayer hasta el Concejo Deliberante. Por otras protestas simultáneas la sesión fracasó. Buscan que los ediles se pronuncien institucionalmente sobre el tema.

    Cerrar