Mar del Plata, jueves 16 de agosto de 2018
Revista Puerto es una publicación independiente dedicada al sector pesquero.
13/12/2017
OMC: India pone en riesgo un acuerdo en pesca

La reunión plenaria de ayer sobre la eliminación de las subvenciones a la pesca terminó con el optimismo que existía de llegar a un acuerdo. La postura de India expresada en el documento de los países de ACP es más radical que la de China y busca se aplique solo a países desarrollados. Se definiría en 2019.

Por Karina Fernández

Desde el lunes a las 16 se discuten, en la 11ª Conferencia de la Organización Mundial de Comercio que se celebra en Buenos Aires, los subsidios a la pesca que tienen como objetivo último terminar con la Pesca Ilegal, No Declarada y No Reglamentada, como así también con la sobreexplotación de especies marinas. Había un gran optimismo en los días previos a las reuniones plenarias, pero poco a poco se fue desdibujando. En el día de ayer, con una fuerte oposición de India y de China entre otros, se vio por primera vez muy lejana la posibilidad de arribar a un acuerdo.

Las propuestas presentadas por China y por la India como parte del grupo de Países de África, Caribe y Pacífico (ACP), dejaban entrever de antemano que no sería tan sencillo ponerse de acuerdo. Por un lado el gigante asiático propuso que antes de determinar si se trata de pesca ilegal o no, se debe investigar en profundidad; y que la conclusión debía ser refrendada por el país acusado. También propuso un trato especial para los países en desarrollo. India, como parte del Grupo ACP, propuso un trato preferencial para los países en desarrollo mucho más pretencioso, dejándolos prácticamente fuera del acuerdo, salvo en comprobada pesca ilegal; y castigo inmediato para los países desarrollados. Ambas propuestas se presentaron como muy laxas en comparación con las formuladas por países como la Argentina, Nueva Zelanda o la Unión Europea.

Cuando se habla de subvenciones se hace referencia a contribuciones financieras de un gobierno o de cualquier organismo público mediante la transferencia directa de fondos, cuando se condonan ingresos públicos como bonificaciones fiscales, e incluso cuando proporcione bienes o servicios que no sean de infraestructura. Varios países de los 164 que conforman la OMC, entienden que este tipo de ayudas incentiva la Pesca INDNR y que por ende, como objetivo al 2020 se busca en esta Conferencia eliminarlas para comenzar a ordenar la pesca mundial y preservar los recursos y las economías de los países que se ven afectados.

La presidente de esta 11ª Conferencia, la excanciller Susana Malcorra, se había mostrado confiada en la posibilidad de dar un paso fundamental en la lucha contra la pesca INDNR: “Hay una oportunidad de que Buenos Aires sea la conferencia en donde la pesca y el ordenamiento de la pesca se pongan en movimiento”, dijo hace apenas dos días en el programa Cada Mañana. Sin embargo, las caras al final de la reunión que se celebró ayer, decían lo contrario. La postura de algunos países y el desinterés mayoritario por atender cuestiones relacionadas al medio ambiente parecen haber jugado un rol muy importante.

“Los más proactivos por alcanzar un acuerdo son Nueva Zelanda; Islandia; Noruega; la Unión Europea y el Grupo integrado por Argentina, Panamá, Costa Rica y Colombia”, señaló Milko Schvartzman, de la ONG Bloom Association, cuando todavía existían esperanzas de avanzar; pero al final del día, India tiró por tierra la posibilidad de lograr en Buenos Aires un acuerdo.

Hasta el momento lo único en lo que habría consenso es en el primer párrafo del Acuerdo:

“Sobre la base de los progresos realizados desde la 10ª Conferencia Ministerial, los Miembros acuerdan seguir participando constructivamente en las negociaciones sobre subvenciones a la pesca, [con miras a] adoptar, en la Conferencia Ministerial de 2019, un acuerdo sobre disciplinas amplias y eficaces que prohíban ciertas formas de subvenciones pesqueras que contribuyen a la sobrecapacidad y la sobrepesca, y eliminen los subsidios que contribuyen a la pesca INDNR reconociendo que es apropiado y el trato especial y diferenciado efectivo para los Miembros en desarrollo y menos adelantados debería ser parte integrante de estas negociaciones “, dice el artículo que patea para dentro de dos años una definición.

Si aquí y así termina el capítulo de la eliminación de las subvenciones a la pesca de la OMC se habrá perdido una gran oportunidad de poner fin a la depredación y a los abusos comerciales de países inescrupulosos, que se sirven hasta del trabajo esclavo para hacer su negocio, generando pérdidas millonarias alrededor del mundo y especialmente en el Atlántico Sur, afectándonos directamente.

La propuesta de África, Caribe y Pacífico

Las subvenciones a la pesca únicamente serán atribuibles a los Miembros que las concedan, con independencia del pabellón o los pabellones de las embarcaciones utilizadas. Estarán prohibidas aquellas que se otorguen a las embarcaciones pesqueras que tengan como objetivo poblaciones de peces sobreexplotadas o que practiquen la Pesca INDNR; como también aquellas otorgadas para cubrir los costos de capital y de explotación.

Se aplicará a la pesca industrial a gran escala de un país en desarrollo Miembro que pesque fuera de su ZEE y los países desarrollados Miembros. Pero aclaran que se deberán tener en cuenta las jurisdicciones en las que se capturan múltiples especies. Además, ningún Miembro estará obligado a responder antes de que se cumpla un año de la entrada en vigor del acuerdo.

Consideran que los países en desarrollo que no practiquen la pesca industrial en gran escala en aguas distantes deben tener derecho a aplicar un período de transición adicional y los Países en Desarrollo o Menos Adelantados (PMA) otro período adicional más, salvo que practiquen pesca ilegal. Proponen que el acuerdo no se aplique a las subvenciones que reciben estos países para pescar fuera de la ZEE cuando exploten exclusivamente contingentes o tengan un acuerdo regional.

“Los países desarrollados, y los países en desarrollo que estén en condiciones de hacerlo, prestarán, y se invita a los organismos competentes a que presten, asistencia técnica y apoyo para la creación de capacidad específica a los países en desarrollo, en particular a los PMA y las economías pequeñas y vulnerables (EPV), para hacer frente a las dificultades institucionales y financieras que tengan  para aplicar el Acuerdo”.

“La puesta en práctica de las disciplinas relativas a las subvenciones a la pesca no deberá mermar la capacidad de los países en desarrollo y los PMA para desarrollar y diversificar su sector pesquero” y finalmente proponen que todos los países estén obligados a comunicar las subvenciones directas o indirectas que otorguen pero que en el caso de los países en desarrollo y especialmente los PMA “las notificaciones no serán gravosas”.

La propuesta de China

Proponen que las actividades de la pesca INDNR sean determinadas por el Miembro de pabellón de acuerdo con sus leyes y regulaciones nacionales, incluso a través de la forma de una lista. Cuando el miembro de la bandera y el Miembro que otorga la subvención no son los mismos, se notificará al buque pesquero afectado, al Miembro que otorga la subvención y será verificado por el Miembro que otorga la subvención mediante debido proceso. También han presentado como alternativa que sean las OROP –Organismo de Jurisdicción Nacional- las que mediante una lista notifiquen al pabellón de que se trate el buque pesquero y al Miembro del buque en cuestión.

“Las supuestas actividades de pesca INDNR serán investigadas y verificadas conjuntamente por el Miembro del pabellón con la OROP pertinente, sobre la base de pruebas positivas y debido procedimiento, y de conformidad con las leyes internacionales pertinentes y los acuerdos”, dice el texto.

“Un Miembro no otorgará ni mantendrá una subvención, hasta que la Pesca INDNR (IUU) se castigue y se corrija de conformidad con el derecho interno de ese Miembro, leyes y reglamentos”.

“Con el fin de combatir la pesca INDNR, se alienta a la OMC a aumentar su cooperación con la FAO y OROP”, solicitaron para la solución de controversias; y propusieron que se dé tratamiento especial  a los Miembros en desarrollo y a la pesca de pequeña escala, artesanales y / o pesca de subsistencia, a los que se les otorgará un número de años a definir hasta las reglas de su implementación contemplando la escala.

  • Las cáscaras de langostino enfrentan a Trelew con el Gobierno

    Un insólito e inesperado giro tuvo la polémica por el manejo de residuos pesqueros. La Provincia promovió durante meses la prohibición de enterramiento, pero ante la voluminosa cantidad autorizaron a tirarlos detrás del autódromo. El Intendente de Trelew enfureció.

    Cerrar