Mar del Plata, martes 16 de octubre de 2018
Revista Puerto es una publicación independiente dedicada al sector pesquero.
10/08/2018

Botaron al Acrux con una fuerte defensa al trabajo nacional

El pesquero de doble cubierta fue la construcción 128 en Astillero Contessi y operará desde Mar del Plata. “Debemos priorizar el trabajo de los obreros navales argentinos por sobre el de los extranjeros porque nuestro país necesita multiplicar los empleos y evitar la fuga de divisas”, dijo Domingo Contessi.

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 01

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 14

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 13

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 12

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 11

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 10

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 09

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 08

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 07

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 06

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 05

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 04

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 03

  • Revista Puerto - Botadura Acrux 02

Por Roberto Garrone Fotos Diego Izquierdo

FacebookTwitterE-mail

HipoCoop

Fisherman

Data Fiscal

Botaron al Acrux con una fuerte defensa al trabajo nacional

A poco más de un mes de la botadura del Bagual, las gradas del astillero Contessi volvió a lucir sus mejores colores para poner en agua un fresquero de doble cubierta, construido bajo las nuevas normas OMI a las que nuestro país ha adherido y que dotan de mayor seguridad, condiciones de habitabilidad y trabajo a bordo a los tripulantes.

El Acrux, de 28,50 metros, dominó la escena en el varadero del astillero en una tarde fría que tuvo como espectadores principales al ministro de Agroindustria Luis Miguel Etchevehere y al subsecretario de Pesca, Juan Bosch, junto a Federico Contessi y demás funcionarios provinciales, legisladores y representantes de las fuerzas de seguridad.

El fresquero, que reemplaza al Judith I, pertenece a la firma armadora De Angelis y Logghe SA. Lucas Logghe, capitán del barco, subió a bordo antes que la botella de champagne se estrelle contra el casco bajo una lluvia de papel brillante y la bocina ensordecedora de la embarcación en su descenso a encontrarse con el agua.

Previo a la botadura se hizo un minuto de silencio por las víctimas de los tripulantes del Rigel, el Repunte y el San Antonino, que fue coronado con un aplauso cerrado por los asistentes al acto que completaron la plataforma del varadero.

En su habitual discurso previo a cada botadura, Domingo Contessi pugnó para que se pueda dar un paso más trascendente que la aprobación de un proyecto pesquero y “formalizar una política que favorezca la renovación de la flota en el país por sobre la importación y facilitar herramientas financieras a tal efecto”.

El problema es que el mismo presidente Macri que hace poco visitó el astillero y ponderó el trabajo que se desarrolla en las gradas, es el mismo que  vetó dos artículos claves de la Ley de Industria Naval que aprobó el Congreso el año pasado y la transformó en un cascarón vacío de sentido.

En el Acrux todo el trabajo de clasificación de la pesca se hace bajo techo. La captura se descarga desde una rampa de popa a un pozo aislado de acero inoxidable y desde allí se desplaza con cintas transportadoras por la planta de elaborado donde es lavado automáticamente y diferido a la bodega refrigerada para su encajonado con hielo.

De este modo el pescado o marisco recibe un mejor tratamiento y la tripulación trabaja en un ambiente más seguro, sin estar expuesta a la intemperie o a golpes de mar. “Todos los alojamientos y espacios habitables se encuentran sobre la línea de flotación”, aclara la ficha técnica del buque, proporcionada por el astillero.

En un contexto de incertidumbre por la suerte de la vigencia del decreto que mejoró los reintegros a las exportaciones de merluza y variado costero,  Contessi también hizo una fuerte defensa del trabajo nacional.

“Debemos priorizar el trabajo de los obreros navales argentinos por sobre el de los extranjeros porque nuestro país necesita hoy más que nunca multiplicar los empleos y evitar la fuga de divisas”, dijo el directivo que amplió la solicitud para los obreros del pescado.

“Ojalá que las capturas de este buque no tengan que ser reprocesadas en el extranjero, sino en plantas y por trabajadores argentinos”, amplió el industrial quien pidió que se acompañe el trabajo en tierra.

Pidió no volver a un esquema donde un filet de merluza procesado por trabajadores en tierra tenga el mismo reintegro que uno hecho por máquinas a bordo. “Es tan ilógico como que la cola en bloque de langostino para ser reprocesada en el extranjero siga teniendo el mismo reintegro que el langostino pelado y desvenado hecho en Argentina”, remarcó.

El ministro Etchevehere felicitó a la empresa armadora y a los trabajadores y directivos del astillero por la pasión y el empeño puesto en la construcción del nuevo barco pesquero. El funcionario aseguró que “el denominador común del país, su principal riqueza, es la gente como ustedes, la gente de la pesca y los constructores de barcos que movilizan una industria que da empleo y genera valor”.

  • Red Chambers Argentina S.A.
  • Grupo Mattera
  • Info-Mail
  • Guedikian
  • Gaad Group S.A.
  • Zona Común S.A.
  • Greciamar