03/10/2019
«Pareciera que el gobierno fomenta el trabajo de los obreros navales españoles»

Juan Speroni, secretario General del SAON, fustigó la rebaja de aranceles para los buques pesqueros que se construyan en astilleros de Galicia, como confirmó ayer Núñez Feijoó. Carta documento al presidente Macri. “Pone en jaque la posibilidad de trabajar de 3 mil trabajadores”, remarcó el dirigente.

Revista Puerto - Industria Naval - Ministro Miguel Etchevehere

Ministro Etchevehere en Astillero Contessi pocos días antes de acordar favorecer a la industria naval gallega.

Por Roberto Garrone

Los dichos del Presidente de la Xunta de Galicia, quien confirmó en las últimas horas el acuerdo con las autoridades argentinas para reducir a la mitad los aranceles por la construcción de barcos pesqueros en gradas de Vigo y Pontevedra, tuvieron eco de este lado del Atlántico.

Juan Speroni, secretario General del Sindicato Argentino de Obreros Navales (SAON) confesó que la noticia confirmada ante REVISTA PUERTO en Vigo, es “pésima”, en tanto reveló que desde el gremio había sido cursadas cartas documento al mismísimo presidente Mauricio Macri, autoridades de Agroindustria, Etchevehere, Bosch y el ministro de Producción, Dante Sica.

“Sin industria no hay Nación”, dice el encabezado de la misiva a la que tuvo acceso este medio, en que desde el SAON piden en carácter de “urgente” que se “ratifique o rectifique” la veracidad de dichas versiones.

La carta lleva la firma de Juan Speroni, quien puso en relieve las fuentes de trabajo que corren peligro puesto que “colocan en situación de alto riesgo las órdenes de construcción que se están negociando en la actualidad e incluso las que están en curso en astilleros nacionales”, señala la misiva.

Desde el SAON consideraron “un despropósito que tremenda medida, de alto impacto destructivo para las fuentes de trabajo de nuestro sindicato se implemente en estos momentos críticos  sensibles, con altos niveles de desocupación y pobreza”.

“Es dramático”, dice Speroni a REVISTA PUERTO. Mientras se aguarda algún pronunciamiento público de la FINA y el ABIN, las cámaras empresarias de la industria naval, las organizaciones sindicales son las que condenan el acuerdo anunciado por el Presidente de la Xunta.

“Dinamita cualquier acuerdo que pueda existir para renovar buques en astilleros nacionales con mano de obra argentina. De manera directa e indirecta puede afectar a unos 3 mil trabajadores”, precisó Speroni.

Vigente la Ley 27.418 que incluye el Régimen de Promoción de la Industria Naval, la cual intenta fomentar e impulsar al sector, este gobierno no solo vetó sus artículos que garantizaban el financiamiento, sino que ahora avanzan en la reducción de aranceles para la construcción en gradas de Galicia.

“Pareciera que nuestras autoridades están fomentando el trabajo de los obreros navales españoles en lugar de preocuparse en garantizar el de los argentinos”, fustigó el SAON en la carta enviada a las autoridades. “También renuncian a recursos fiscales como aranceles de importación en momentos en que el país tantos los necesita”.

Por último desde el sindicato remarcaron lo que el propio Etchevehere se encargó de destacar en cada visita que hizo al astillero Contessi, donde la renovación de la flota se hace más tangible a partir de construcciones y botaduras frecuentes en este año y medio, y con varios proyectos en distintos grados de avance.

“En nuestro país se han construido y se están construyendo pesqueros. Sobran antecedentes de nuestros astilleros que son ejemplos de trabajo e ingeniería argentina dedicada a la construcción de barcos pesqueros, fluviales o marítimos”, finaliza el documento que lleva la firma del Secretario General.