07/10/2019
Vidal anunció créditos para renovar flota pesquera y ampliación de frigoríficos

La Gobernadora visitó la banquina chica del puerto marplatense para contar el financiamiento a armadores con un monto máximo de 2,4 millones de dólares. Para las pymes son 20 millones como máximo con una tasa del 29%.

Revista Puerto - Gobernadora Vidal en la banquina de Mar del Plata - 02
Por Roberto Garrone

A tres semanas de las elecciones, la gobernadora María Eugenia Vidal visitó el puerto de Mar del Plata para realizar anuncios de líneas de créditos del Banco Provincia para modernizar la flota pesquera y también para que pequeñas y medianas empresas puedan incorporar nuevas maquinarias a tasas subsidiadas.

Al pie de la banquina chica, rodeada de lobos marinos que se zambullían en el espejo de agua con una parsimonia que no dejaba de inquietar a los visitantes, la Gobernadora destacó que las medidas “son el resultado de un trabajo en conjunto con las cámaras representativas del sector pequero y la industria naval”.

Si se confirman los resultados de las PASO, Vidal dejará el cargo en 60 días. Algunos empresarios consultados sobre el alcance de las medidas sacaban cuentas y se esperanzaban en poder calificar antes del 10 de diciembre.

Provincia Pesquera es una línea de crédito en dólares destinada a la compra, construcción y refacción de buques pesqueros en astilleros nacionales. La línea crediticia tiene un plazo de hasta 7 años, con tasa Libor a seis meses más 8 puntos y un monto máximo por beneficiario de 2,4 millones de dólares.

“El banco financiará hasta el 70% de la inversión neta del IVA”, según especificó un documento provincial al que tuvo acceso REVISTA PUERTO. El plazo tiene hasta 6 meses de gracia para el pago del capital para las reparaciones y hasta un año de gracia para el pago de capital para las construcciones. “La línea habilita la hipoteca o prenda naval como garantía”, especifican desde la administración provincial.

Los destinatarios de “Provincia Pesquera” son dueños de permisos de pesca vigentes, CITC o autorizaciones de captura que demuestren haber exportado en los últimos dos años.

También se anunció una línea para financiar proyectos de inversión con una tasa fija del 29% en pesos y un plazo de 48 meses para la adquisición de bienes de capital, nuevos o usados, nacionales o importados, obra civil, instalaciones y equipos.

Es curiosa esta línea de financiamiento porque la industria pesquera vinculada con el procesamiento de pescado fresco tiene una capacidad productiva ociosa que supera el 35% a partir de la prevalencia de otro tipo de capturas y productos exportados.

Esta línea tendrá un fondo inicial de 200 millones de pesos y estará destinado a pymes radicadas en la provincia de Buenos Aires con el propósito de ampliar la capacidad de procesamiento en tierra para elaboración de pescados, crustáceos y productos marinos y fluviales, además de la fabricación de aceites, grasas, harinas. El máximo de cada crédito será de 20 millones de pesos.

“Este es el resultado de la escucha, de trabajar juntos; son 230 empresas del sector naviero (sic) en la provincia de Buenos Aires. Muchas de ellas son de esta ciudad y generan trabajo”, dijo la Gobernadora, que debió haber querido referirse al sector pesquero.

Pareciera que en estos casi cuatro años de gestión todavía no distingue a una industria que necesitó de más apoyo para la generación de trabajo, tanto en astilleros y talleres navales como en frigoríficos.