04/02/2020
Rigel: familiares reiteran pedido para que bajen los buzos

El planteo llega a las nuevas autoridades del Gobierno Nacional para que se cumpla con la manda judicial que autoriza el desplazamiento de medios para que buzos desciendan hasta el buque hundido. Fueron recibidos por Agustín Rossi.

Revista Puerto - Tripulantes del Rigel en 2017

Tripulación del Rigel en 2017 en Bahía Camarones.

Por Nelson Saldivia

El ministro de Defensa de la Nación, Agustín Rossi, recibió la semana pasada a familiares de las víctimas del naufragio del buque pesquero Rigel, quienes le reiteraron el pedido para que se dé cumplimiento a la resolución del Juzgado Federal de Rawson en cuanto se debe disponer de medios estatales o de terceros para el descenso con buzos hasta el casco hundido del barco para la recuperación de los cuerpos.

Hugo Amadeo, padre de uno de los marineros desaparecidos, manifestó que recibieron el compromiso del ministro Rossi, de arbitrar los medios para cumplir con la orden impartida por la justifica federal, que en octubre de 2019 le solicitó al entonces jefe de Gabinete de Ministros, Marcos Peña, que se adoptaran las acciones pertinentes para el descenso de buzos con el objetivo de recopilar aquella información que pudiera ser de interés para esclarecer lo ocurrido con la embarcación, como así también el rescate de los cuerpos de los marineros desaparecidos, si los encontrasen en el lugar.

“Ya llevamos casi cuatro meses desde que el doctor Lleral dio la orden de bajar y el Poder Ejecutivo Nacional todavía no cumplió”, describió Amadeo tras el encuentro mantenido en el Ministerio de Defensa.

“Los familiares ya llevamos cuatro meses, primero ante las anteriores autoridades nacionales, y ahora con los nuevos funcionarios, para que se cumpla con la manda judicial y que bajen los buzos a recuperar los cuerpos”, sostuvo el padre del marinero Jonatan Amadeo.

Si bien no hubo confirmación de que se lleve a cabo un operativo en el corto plazo, se mostraron optimistas en que pueda concretarse. “Fuimos recibidos por el ministro Agustín Rossi, y es algo destacable porque desde que pasó el naufragio de nuestros hijos, nunca nos había atendido un ministro nacional”, subrayó, comparando la actitud de las anteriores autoridades nacionales.

Asimismo, Hugo Amadeo explicó que “la respuesta fue que la Armada Argentina no cuenta con los medios suficientes para trabajar en la profundidad a la que se encuentra el buque. Y la manda judicial dice clarito que lo tendrá que hacer el Estado, o terceros, pero tienen que bajar”.

No obstante, “el ministro Rossi se comprometió con nosotros a reunirse con otros ministros para ver la forma de que se cumpla con la orden judicial vigente”, precisó.

El Rigel era un barco fresquero de altura de 27 metros de eslora y 6,1 de manga, que había partido el 4 de junio de 2018 desde su puerto de asiento en Mar del Plata con una tripulación de nueve hombres, de los que solo se encontró el cuerpo sin vida de su capitán Salvador Taliercio. Permanecen desaparecidos otros 8 tripulantes: el segundo patrón Rodrigo Sanita, el jefe de máquinas Néstor Rodríguez, el auxiliar de máquinas Cristian Maximiliano Osorio y los marineros Jonatan Amadeo, Nahuel Navarrete, Carlos Daniel Rodríguez, Pedro Miérez y Rodrigo Blanco.

La Prefectura Naval certificó la localización del casco hundido, precisando que el Rigel permanece sumergido a 93,3 metros de profundidad sobre 44º 06’ de latitud Sur y 62º 49’ de longitud Oeste.