10/03/2020
Pratti quiere saber qué pasó con el sistema de cámaras en la flota pesquera

El Director Nacional de Control y Fiscalización ordenó una auditoría interna del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca. Busca determinar compras y contrataciones y conocer el funcionamiento del sistema al día de la fecha.

Revista Puerto - Norberto Yahuar y el sistema de camaras a bordo - 02

El exministro Yahuar simuló interés por un sistema que nunca impulsó realmente.

Por Roberto Garrone Fotos de archivo

Luca Kevin Pratti, director Nacional de Control y Fiscalización Pesquera, ordenó una auditoría para saber qué pasó con la implementación del sistema de cámaras en la flota pesquera nacional, cómo funciona en la actualidad y qué compras y contrataciones se realizaron para poner el sistema en marcha.

Es curioso porque mucha de esa información podría brindarla Carlos Liberman, actual Subsecretario de Pesca, quien ya habitaba los despachos oficiales cuando en septiembre de 2010 se aprobó la iniciativa, que más allá de distintas prórrogas nunca funcionó a pleno, a pesar de que algunos buques incorporaran elementos para cumplir con la norma y el propio Norberto Yahuar, siendo ministro, visitara Mar del Plata para tomar contacto con el moderno sistema.

De acuerdo con lo que pudo saber REVISTA PUERTO, el pasado 26 de febrero, Pratti envió una nota con el pedido de auditoría a Giselle Santarelli, titular de la Unidad de Auditoría interna del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca.

La Resolución 206/10 le dio marco a la implementación del sistema integrado de control a través de cámaras de video y del registro de información en tiempo real a bordo de los buques que conforman la flota pesquera. Luego fue prorrogada por las Disposiciones 1/11 y 86/13.

“La auditoría debe alcanzar todo lo concerniente a: los procedimientos administrativos que han tenido lugar a fin de cumplir o poner en marcha la mencionada resolución; la realización de compras y contrataciones realizadas para tal fin”. Esto es parte de los requerimientos que Pratti le formula a la Auditora.

El objetivo de colocar las cámaras a bordo era controlar el uso de artes de pesca selectivas en la pesca de merluza y langostino, así como el descarte de juveniles y el nivel de by catch de determinadas especies.

El Director de Control y Fiscalización también quiere conocer “el funcionamiento del sistema al día de la fecha, comprendiendo los dispositivos instalados en buques pesqueros y en la Delegación Mar del Plata que depende de la Dirección Nacional de Control y Fiscalización”.

Si alguna vez se lleva a cabo tal pedido, Santarelli debería relevar la casi inexistencia de cámaras a bordo de buques pesqueros y de estructura alguna en el Distrito funcionando en el marco de la Disposición. En 2017 información surgida en la propia Subsecretaría refería la implementación de una prueba piloto con 20 embarcaciones.

Pratti quiere saber ahora qué funciona de todo ello y qué y a quién se compraron elementos de soporte. Las cámaras corrieron por cuenta de los armadores, aunque había una serie de empresas que hacían “precios especiales”.

El anterior intento de reactivar el proyecto fue en 2014 cuando miembros de CEDEPESCA se reunieron con el entonces subsecretario de Pesca, Miguel Bustamante, y le propusieron reimpulsar el sistema. La autoridad de aplicación apoyó la iniciativa.

La propuesta de la organización ambientalista se centraba en el modo de recolección de las imágenes, basado en un proyecto canadiense, que reducía el número de horas de video a cotejar con los distintos elementos que forman parte de la fiscalización pesquera como el parte de pesca electrónico, el parte de pesca final y el acta de descarga.

Más allá de las promesas y compromisos, la iniciativa nunca prosperó y los pocos barcos que instalaron las cámaras de video, las sacaron luego de ponerlas donde quisieron, cuando no se dañaron al estar en contacto frecuente con el agua de mar. Nunca se siguió un protocolo de ubicación y las pantallas que se colocaron en el Distrito Pesca Mar del Plata para recibir la información, pronto se desmantelaron.

Antes de despedirse de la Auditora, Pratti puso a disposición los antecedentes administrativos, personal técnico y medios logísticos que oportunamente se requieran para conseguir la información solicitada.