14/07/2020
Se levantó el piquete en Mar del Plata

El Ministerio de Trabajo actuó de oficio y fijó una audiencia entre las partes para el 15 de julio. El SOMU levantó los bloqueos cuando se disponía a no dejar descargar a ninguna flota, incluso la fresquera. Este martes hay audiencia a las 16.

  • Revista Puerto - Mar del Plata - Bloqueo del SOMU - 02
  • Revista Puerto - Mar del Plata - Bloqueo del SOMU - 07
  • Revista Puerto - Mar del Plata - Bloqueo del SOMU - 06
  • Revista Puerto - Mar del Plata - Bloqueo del SOMU - 05
  • Revista Puerto - Mar del Plata - Bloqueo del SOMU - 04
  • Revista Puerto - Mar del Plata - Bloqueo del SOMU - 03
Por Roberto Garrone Fotos Diego Izquierdo

Cuando todo amenazaba con seguir saliéndose de cause en el conflicto que enfrenta a las cámaras armadoras de buques tangoneros congeladores y el Sindicato de Obrero Marítimos Unidos, el Ministerio de Trabajo de la Nación dispuso de oficio la conciliación obligatoria y fijó una audiencia entre las partes para este martes a las 16.

La norma lleva la firma de Gabriela Marcello, directora Nacional de Relaciones y Regulaciones del Trabajo de la cartera laboral. La conciliación enmarcada en la Disposición 12/2020 establece una vigencia de 15 días hábiles con la posibilidad de extenderla cinco días más. Un plazo suficiente si realmente existe buena voluntad para acercar posiciones y encontrar una salida que cambie la situación actual en la que empresas, trabajadores, sindicato y el propio Estado, pierden dinero.

La apertura de un período de negociación configura que el gremio deba dejar sin efectos los cortes y bloqueos que se iniciaron durante el fin de semana en puertos patagónicos y echaron a perder más de 500 toneladas de langostino aportados por la flota fresquera. También debió levantarse el piquete en la terminal marítima local, que desde este lunes a primera hora, interrumpió todas las actividades.

Por otro lado, la disposición ministerial intima a las cámaras empresarias y empresas armadoras independientes a “otorgar tareas de forma normal y habitual a su personal, y abstenerse de tomar represalias de cualquier tipo”.

Para variar, gremio y empresas tenían distintas maneras de interpretar el texto. Para el gremio era un claro indicio de que los armadores tenían que sacar los barcos a pescar. En cambio en las empresas la opinión era que las tareas podían ser con los barcos en muelle. Devengando salarios y guardias de puerto, como hasta ahora. “Nadie va a poner plata para salir a perder más”, resumió un empresario.

En el marco de la pandemia por el Covid-19 desde la cartera laboral requirieron a las cámaras empresarias que “extremen todas las medidas de higiene y seguridad para preservar la salud psicofísica de los trabajadores y las trabajadoras, y que garantice el desarrollo de su actividad en condiciones adecuadas de salubridad con protocolos sanitarios.

La manifestación del SOMU en Mar del Plata convocó a marineros, relevos y se hizo visible el apoyo del sindicato de camioneros entre los manifestantes, también participaron estibadores eventuales nucleados en el Centro de Contrataciones.

Desde el gremio fijaron carteles y banderas en las rejas que dispuso Prefectura para interrumpir la circulación a 50 metros del acceso a las Terminales 2 y 3. En ellos repitieron mensajes que viene sosteniendo desde que comenzó la puja salarial con las cámaras empresarias, desde donde pretenden reducir en un 40% el valor de referencia del langostino en el anexo III del convenio colectivo.

Gerónimo Molina, uno de los referentes del SOMU,  dialogó por unos minutos con Cristina Ledesma, secretaria General del SOIP, quien se acercó al bloqueo para manifestar su preocupación por la suerte de los trabajadores del pescado. El Secretario de Relaciones laborales, le dejó en claro la posición inflexible del sindicato, que avasalla otros derechos laborales de estibadores, transportistas y obreros del pescado que quedarían afectados por esta medida.

La confesión de Molina fue antes del dictado de la conciliación y arrojaba por tierra los propios plazos que habían dicho otros referentes del SOMU sobre la realización de una asamblea en la que definirían la continuidad o no del bloqueo. La intención del gremio era regalar una postal del sin sentido común como la que exhibieron en las últimas horas en los puertos de Chubut.

Conocido el nuevo escenario, la asamblea se desarrolló a las 5 de la tarde, sin los principales referentes que participaban de una reunión de Seccionales donde se monitoreaba la evolución de la crisis.  Un trabajador marítimo le adelantó a este medio que se había decidido levantar campamento a la espera de las reuniones informales que se realizarían este martes a la mañana.

Luego de unos minutos el propio Molina brindó la voz oficial del sindicato. “Como gesto de buena voluntad vamos a levantar todos los cortes hasta mañana a las 16. A esa hora hay una audiencia en Ministerio”, resumió.

Desde el Consorcio Portuario confirmaron que habían elevado la denuncia penal por el bloqueo a los accesos del puerto. El vallado fue consensuado entre la administración portuaria y la propia fuerza. Desde la autoridad portuaria adelantaron que esperaban la entrada del Florida Blanca y San Matías para este martes. La descarga está prevista para después del mediodía.