19/04/2021
Red Chamber reconstruyó el Cabo Vírgenes y vuelve a pescar

El fresquero de altura estaba abandonado y desmantelado en Mar del Plata. Fue prácticamente construido a nuevo en el astillero TPA y está en condiciones de volver a pescar y operar desde Puerto Madryn. Ahora, avanzan con la readecuación del Promarsa I y en la construcción de dos nuevos buques.

Revista Puerto - Red Chamber - BP Cabo Virgenes en TPA Mar del Plata - 02
Por Nelson Saldivia

La empresa Red Chamber Argentina recibió terminado el barco fresquero de altura Cabo Vírgenes en el astillero marplatense TPA, donde fue reconstruido a nuevo, después de estar durante años abandonado por la ex Alpesca, siendo desmantelado y en situación de escora a punto de hundirse.

El Cabo Vírgenes está nuevamente operativo, en condiciones de volver a pescar y a operar desde Puerto Madryn, y es otro paso importante que da la empresa en el plan de recuperación de la flota de la expropiada Alpesca.

El congelador Promarsa III también fue hecho a nuevo y ya está presto para volver a pescar langostino en aguas nacionales. Y concluidos los trabajos en TPA sobre el fresquero, ahora se avanza en la reconstrucción del Promarsa I.

En tanto, RCA evalúa sacar de la varadura al Promarsa II, encallado en la costa de Madryn, al tiempo que prevé construir otros dos buques pesqueros para reemplazar a los que están hundidos en el mismo sector del muelle Storni.

Cabo Vírgenes a nuevo

En plena pandemia y mediante un trabajo intensivo, Red Chamber Argentina reconstruyó a nuevo el buque Cabo Vírgenes, que hace poco más de un año estaba completamente desmantelado, corroído y sin condiciones de navegabilidad.

La empresa recompuso el ciento por ciento del casco y la cubierta; reparó el motor propulsor a cero; instaló nuevas bombas hidráulicas y reemplazó tuberías, válvulas e iluminación. Reconstruyó camarotes, baños y comedor e instaló nuevos equipos electrónicos de navegación, detección y comunicaciones.

También colocó un nuevo equipo de mantenimiento de bodega, reparó la máquina de hielo y presentó ante Prefectura Naval Argentina los elementos técnicos para verificar la aptitud del buque, los cuales ya fueron aprobados.

Siete años de abandono

“En total reemplazamos más de 50 toneladas de acero y sustituimos el 80 por ciento de las instalaciones eléctricas del buque que habían sido robadas, al igual que los motores, cables y mobiliario”, detalló el presidente de RCA, Marcelo Mou.

El astillero TPA fue el encargado de “construir un barco prácticamente nuevo” explicaron, ya que el Cabo Vírgenes permaneció siete años abandonado en el puerto de Mar del Plata, donde fue completamente saqueado.

Construcción de dos nuevos barcos

Con el objetivo de recuperar la flota corroída que perteneció a Alpesca, Red Chamber Argentina consiguió que el Promarsa III vuelva a pescar, recicló completamente al desmantelado Cabo Vírgenes y comenzó a reconstruir el Promarsa I, que actualmente se encuentra en dique seco donde se le están realizando las primeras reparaciones.

En octubre del año pasado la compañía firmó un acuerdo con Cancillería Argentina y Tandanor para invertir un total de 45 millones de dólares en la construcción de dos nuevos barcos pesqueros, que reemplazarán a los buques hundidos en la costa de Puerto Madryn. El plan también contempla la reparación de la planta de procesamiento.

Generadora de 400 empleos

“Hoy nuestra empresa da trabajo a más de 400 personas en relación de dependencia y confiamos que los barcos que volverán a navegar dinamicen aún más la industria y sumen valor agregado a la Patagonia”, enfatizó Mou.

Sastre: “La decisión fue acertada”

El vicegobernador de Chubut, Ricardo Sastre, puso de relieve la inversión de la compañía en el recupero de la planta y los barcos de la ex Alpesca, y el sostenido incremento de la dotación de personal. “Cuando una empresa como Red Chamber Argentina realiza inversiones constantes, es imposible no recordar aquellos años de lucha durante el conflicto de Alpesca, y las gestiones para recuperar la planta. Nos tocó estar al frente del Municipio y en conjunto con el Gobierno Provincial de Martín Buzzi, pudimos llegar a un acuerdo con Red Chamber. Hoy, con el paso de los años, nos damos cuenta que la decisión fue acertada”, expresó.

Sastre sostuvo además que “desde que se hicieron cargo de la planta, la misma ha tenido grandes avances, al margen de celebrar que se apuesta al crecimiento continuo y a la generación de fuentes de trabajo genuinas”.

“Son inversiones muy importantes”

Por su parte, el intendente de Puerto Madryn, Gustavo Sastre, indicó que “para la ciudad estas inversiones son muy importantes. Estamos hablando de seguir generando puestos de trabajo, y de seguir ampliando la capacidad operativa de una planta que seguirá siendo modelo. Tenemos una excelente relación con la firma y con sus representantes, y con Marcelo Mou, presidente de la empresa, existe un diálogo fluido y constante que nos permite seguir articulando acciones en beneficio de los ciudadanos”, concluyó.