02/05/2022
La mejora en la pesquería de calamar comienza en septiembre

El proyecto FIP anunciado por CAPA en Seafood dio en la feria de Barcelona otro paso con la firma de un memorando de entendimiento con un grupo de empresas mayoristas que compran y reprocesan la captura de la flota potera nacional. Aspiran a tener la certificación MSC en cuatro años.

Revista Puerto - Calamar - 02
Por Roberto Garrone Fotos de archivo

La Cámara Argentina de Armadores de Buques de Pesca Potera (CAPA) firmó un memorando de entendimiento (MOU) con un grupo de seis compradores internacionales de calamar para colaborar conjuntamente en el proyecto de mejora pesquera (FIP) del calamar argentino que CAPA había presentado en el mes de marzo durante la feria Seafood en Estados Unidos.

El MOU se firmó en Seafood Expo Global/Seafood Processing Global en Barcelona, ​​la semana pasada, con la participación de compradores de calamar como Alfrío, Cabomar, Congalsa y Panapesca USA. Estas empresas compran buena parte de la captura de la flota potera nacional y luego la reprocesan. Si bien no lo rubricaron en ese acto, el acuerdo será enviado también a las empresas Sysco France y Lund’s Fisheries para su firma.

No trascendió el monto que aportarán las empresas mayoristas ni el costo total del FIP que le permitirá al calamar argentino poder ingresar a mercados a los que hoy no tiene acceso justamente por carecer de una certificación.

“Comenzamos en septiembre próximo y si bien Fishery Progress otorga un margen de cinco años  creo que haciéndolo bien y sin imprevistos estaríamos en tres, cuatro años”, reveló Juan Redini, presidente de CAPA, ante la consulta de este medio.

Para ese momento en la cámara piensan tener ya subida toda la información y el plan de acción que se implementará para cubrir las deficiencias que han identificado. Mientras tanto están tratando de involucrar a los distintos actores que tiene la pesquería, fundamentalmente INIDEP y la propia administración en la Subsecretaría.

“La idea es revistar todos los informes de Observadores que van en la flota para determinar si aparece algún registro sobre interacción con otras especies puesto que necesitamos evidenciar que operamos con artes de pesca selectivas”, ejemplificó Redini sobre una de las acciones que implica la puesta en marcha del plan.

El objetivo del Proyecto de Mejora Pesquera es llevar productos más sostenibles a los minoristas europeos y estadounidenses, dijeron desde CAPA, donde resaltaron que la del calamar es la segunda pesquería más grande del mundo.

CAPA representa la flota pesquera que opera en toda la Zona Económica Exclusiva de Argentina, la única flota de este tipo en Occidente que utiliza poteras para la captura de calamar.

La cámara se integra con 32 empresas miembro que representan a 66 de los 72 barcos poteros que este año participan de la temporada de calamar dentro de nuestras aguas y que aportan el 90 por ciento de las capturas totales de la especie.

“Trabajar con productores y empresas comprometidas que comparten puntos de vista y objetivos similares para la sostenibilidad es un paso importante para garantizar un futuro saludable para uno de los recursos de calamar más importantes a nivel mundial”. dijo la directora de mercados, Carmen González Valles. «Este nuevo FIP es un importante paso adelante para el sector del calamar, y es crucial que los minoristas apoyen el trabajo», amplió.

“Estamos comprometidos con la FIP. Queremos diferenciar el calamar argentino del resto que se despliega en el Atlántico Sur, y poder entrar al sistema de retail de todos los supermercados en los que hoy no podemos porque carecemos de esta certificación, y sobre todo, que nuestros caladeros sean cada día más sustentables”, expuso Redini.

Cifras actualizadas por la Subsecretaría de Pesca al 27 de abril reportan que se llevan desembarcadas 109.073 toneladas de calamar. De ese total, la flota potera descargó 99.516 toneladas.