08/05/2023
Estaba en la ART con reposo, lo vieron jugando al fútbol y lo despidieron

Es un marinero efectivo del “Centauro 2000” con más de cinco años de antigüedad que se había lesionado el hombro. Desde Pesquera Veraz lo despidieron con causa. El SOMU en Mar del Plata impidió la zarpada del barco y también del “Argentino”. Interviene Ministerio de Trabajo donde la empresa pidió la conciliación.

Revista Puerto -Mar del Plata - BP Centauro 2000 de Pesquera Veraz

Un marinero efectivo del buque pesquero “Centauro 2000” fue despedido con causa por la empresa Pesquera Veraz la semana pasada, medida que generó la reacción del SOMU en la delegación Mar del Plata, desde donde paralizaron la salida del buque y del “Argentino”, perteneciente a la misma empresa, por entender que no había motivos para tal decisión y por lo tanto que el tripulante debía ser reincorporado.

Pero la historia de Leonardo Miranda, el marinero envuelto en la disputa de la empresa con el gremio, tiene otros matices y se remontan a fines del año pasado. Luego que llegara a remolque de su última marea por un problema en el motor principal, el marinero va al seguro de la ART por una dolencia en el hombro.

La recuperación se prolonga hasta los primeros meses de este año, pero luego de completar la primera marea en el barco, reingresó a la ART porque los dolores persistieron. El médico que lo atendió en su rehabilitación le recomendó reposo y recién tuvo el alta el pasado 13 de abril.

Pero el marinero en sus ratos libres no hacía mucho reposo, sino que jugaba al futsal en un torneo comercial en el complejo San Paolo. Bastante bien de acuerdo a los resultados ya que su equipo llegó a la final.

Alguien avisó a la empresa y un integrante de la gerencia de Recursos Humanos fue hasta la cancha el 26 de marzo pasado y documentó el partido con fotos y videos que fueron el respaldo de la decisión que tomaron el pasado 20 de abril: despedirlo con causa.

“Pagamos un montón de ART, ya ninguna quiere brindarnos cobertura porque la industria es de por sí una actividad riesgosa, y nos parece un abuso este tipo de comportamientos que no estamos dispuestos a tolerar”, aseguraron desde la empresa armadora.

Desde Veraz avisaron inmediatamente al SOMU de la decisión tomada y si bien en un principio hubo cierto entendimiento de la situación y los motivos, a las pocas horas la situación cambió y no dejaron zarpar al barco hasta tanto no revean la situación.

“Desde el sentido común la actitud del compañero es reprochable pero no era un reposo laboral, entendemos que jurídicamente no corresponde”, asegura Oscar Bravo, secretario General del SOMU en Mar del Plata. “Podrían haberlo apercibido. Su lesión no se agravó y fue a todos los turnos de kinesiología. Es condenable que la empresa haga espionaje a un trabajador”, remarcó el dirigente.

La pesquera pidió intervención al Ministerio de Trabajo y se mantuvo en su postura, en tanto pidió la conciliación obligatoria porque también estaba demorada la zarpada del “Argentino”. Advierten que jugó el partido mientras seguía cubierto por la ART. Y que no hay muchas alternativas para comprender el alcance de la palabra “reposo”.

En el SOMU aseguraron que cuando Miranda estuvo bajo la ART este verano, la empresa lo llamó a navegar para integrar la dotación de seguridad cuando tuvieron la inspección tras la rotura del motor principal.

En la pesquera estaban tratando de persuadir al resto de los tripulantes para que no avalen la conducta beligerante del SOMU en tanto impedía el normal trabajo de los demás miembros de la tripulación y afectaba la provisión de materia prima en la planta de reproceso propia, donde también es amplia la nómina de trabajadores afectados.

La empresa prefirió evitar insistir en el Ministerio para que dicte la conciliación, pero hasta el viernes a la tarde esos intentos de convencimiento fueron infructuosos. “La empresa sabe que se equivocó y debe reincorporarlo o pagarle la indemnización”, insistía Bravo. Ambos barcos tenían previsto zarpar después de las 17 pero luego de una asamblea improvisada en la cabecera de Zona Común decidieron que los barcos quedaran parados.