06/02/2024
Patrones pidieron un lugar en la mesa de negociación paritaria y liberaron la zarpada

En Mar del Plata los oficiales celebraron una asamblea informativa en el patio de su sede gremial a la que se sumaron más de cincuenta participantes. Discutir el blanco y respetar la “tablita” como piso, entre las demandas de los trabajadores.

  • Revista Puerto - Mar del Plata - Asamblea del Centro de Patrones y Oficiales Fluviales de Pesca y Cabotaje - img 02
  • Revista Puerto - Mar del Plata - Asamblea del Centro de Patrones y Oficiales Fluviales de Pesca y Cabotaje - img 03
  • Revista Puerto - Mar del Plata - Asamblea del Centro de Patrones y Oficiales Fluviales de Pesca y Cabotaje - img 04
  • Revista Puerto - Mar del Plata - Asamblea del Centro de Patrones y Oficiales Fluviales de Pesca y Cabotaje - img 05
Por Roberto Garrone Fotos Diego Izquierdo

En  el parque de su sede, en calle 12 de Octubre al  3800, el Centro de Patrones y Oficiales Fluviales de Pesca y Cabotaje Marítimo demostró su poder de representatividad y exigió poder sentarse en la mesa de negociaciones para discutir actualizaciones paritarias con las cámaras patronales.

Más de cincuenta afiliados se convocaron en el espacio verde ubicado en la parte de atrás de la entidad, algunos a la sombra y otros al rayo del sol, para escuchar y dialogar con los referentes locales sobre la necesidad de tener un rol más protagónico en la mesa donde el resto de los gremios discuten los reajustes salariales y ellos son representados por la Asociación Argentina de Capitanes.

“Tenemos 600 afiliados del sector pesquero, de los cuales más de 180 se han sumado en estos dos últimos años en que asumió la nueva conducción,  incluso en estos días sumamos varios más y queremos un lugar en la mesa con el resto de los gremios”, afirmó Guillermo Méndez, uno de los delegados del Centro.

Walter Luro, el Secretario Adjunto del Centro, reconoció el malestar de la patronal ante la demora de zarpadas que interrumpió la actividad de la flota hasta este lunes pasado el mediodía. “Ya le habíamos dicho a las cámaras que nos convoquen pese a tener la personería simple porque tenemos la gente y necesitamos estar al tanto de las negociaciones. No lo hicieron y ahora debimos juntarnos nosotros”, remarcó.

Hoy discutir el reajuste en los ítems fijos del convenio colectivo, para los Patrones es ciencia ficción. “No tenemos básicos; todo es absorbido por la producción y el problema que tenemos es la diferencia que existe en las liquidaciones” señala Méndez.

“Barcos de igual capacidad de bodega, uno liquida por 1,3 millones de pesos y otro por 300 mil pesos. Esto genera un perjuicio a nuestra obra social, a nuestros jubilados, las capacitaciones y revisaciones médicas que realiza el Centro como parte de los servicios a los afiliados”, aclara Luro.

“Hay de todo”, dice Méndez sobre el nivel de informalidad en el pago de los salarios de los Patrones. “Hay empresas que pagan sólo el 30% en blanco y otros mitad y mitad”, revela el dirigente.

Durante la asamblea surgió el tema de la “tablita”, un resumen de los ingresos estimados en función de la capacidad de bodega del buque. También algunos trabajadores reconocieron que sus salarios no estaban relacionados con ese guarismo y otros se quejaban que lo que no figuraba en el recibo lo cobraban en dos veces o a los treinta días.

“La tablita es una referencia; es el piso de lo que debemos cobrar, no el techo”, contestó uno de los oficiales, de musculosa y gorra negra.

Tanto Méndez como Luro anticiparon que desde el Centro se trabaja para solicitar una compulsa ante el Ministerio de Trabajo de la Nación, contra la Asociación de Capitanes para recuperar la personería gremial.

“Tenemos que tener la mitad más el 10% de los afiliados activos. Ya los tenemos. Por eso pedimos que reconozcan nuestra representatividad, que no nos la da un sello de goma sino los propios compañeros”,  subrayaron los dirigentes del Centro.

La flota fresquera de altura que estaba retenida de zarpar desde la hora cero del sábado, luego de cumplida la asamblea quedó liberada para zarpar.