31/05/2024
Reajuste salarial para obreros navales

El SAON llegó a un acuerdo con las cámaras signatarias de los distintos convenios, un 11% de actualización para el mes de marzo sobre el valor hora de todas las categorías. “Todavía estamos lejos en algunas categorías y por eso vamos a insistir en un bono”, señalaron desde el gremio.

Revista Puerto - Industria Naval - SAON - img 02

Mientras algunos gremios marítimos comenzaron a renegociar con las cámaras armadoras del fresco el reajuste en los básicos para el bimestre mayo-junio, los obreros navales alineados al SAON acordaron la actualización del 11% en el valor hora para el mes de mayo, a valores de abril, en todas las categorías de los convenios colectivos.

El acta a la que tuvo acceso este medio fue la que el sindicato rubricó con la Cámara de la Industria Naval la semana pasada. La patronal es signataria del Convenio 603, pero fuentes gremiales aclararon que el reajuste, que se paga como suma remunerativa, alcanza también al Convenio Nacional 508, el 696 firmado con ABIN y el 239 de talleres de pesqueras con CaIPA.

Los trabajadores navales venían de un reajuste del 11% en abril y el bono de 60 mil pesos que equiparó las diferencias que arrastró la paritaria pasada y desactivó la última protesta del gremio a principios de marzo.

Con la nueva actualización el valor hora de las categorías quedó establecido del siguiente modo: Oficial especializado: 4432,82 pesos; oficial: 4103,76; práctico de varadero: 4103,76; raschín especial: 3849,82; medio oficial: 3778,59; raschín: 3577,80; colaborador avanzado: 3454,57; colaborador: 3191,59; iniciante: 3014,32.

Desde el gremio pugnaron por repetir la metodología del bono como suma no remunerativa pero desde la patronal argumentaron que el porcentaje acordado ya había sido mayor que la inflación de abril y aún mayor a la que se espera para mayo.

“Es que la inflación no se refleja en el mostrador cuando los compañeros hacen sus compras ni en el precio del transporte o la nafta, que han aumentado mucho más”, señalan desde el sindicato para avalar que la nueva referencia sea la Canasta Básica. “Todavía estamos lejos en algunas categorías y por eso vamos a insistir en un bono que sea pagable para la empresas y que ayude a no perder poder adquisitivo”, remarcaron.

Luego del cimbronazo que significó a principios de año el proyecto de reforma a la Ley Federal de Pesca impulsado por el oficialismo, donde muchas órdenes de construcciones de nuevas embarcaciones se cayeron y otras quedaron en suspenso, de a poco la actividad en la industria recupera certidumbre y previsibilidad.

Aún sin mencionar cifras concretas, desde el gremio advirtieron un incremento de obreros registrados bajo convenio colectivo en la comparación interanual desde el mes de abril. Los grandes astilleros han tomado más personal, también los talleres medianos que les prestan servicio a ellos y algunas empresas que atienden a la flota en muelle para reparaciones menores.