19/06/2024
El INIDEP tendrá datos para evaluar la temporada de Rawson

Tras muchos años de reclamos en distintos ámbitos, finalmente con el recambio de autoridades en la provincia de Chubut se logró celebrar un acuerdo con el INIDEP a partir del cual se tendrá acceso a la información de la zafra de langostino en Rawson. Es por dos años y se podrá renovar si las partes están de acuerdo.

Revista Puerto - Langostino - El INIDEP tendra datos para evaluar la temporada de Rawson - img 02

Años de resistencia de las autoridades de Chubut fueron generando un bache en la investigación del langostino que realiza el INIDEP, al negarle el acceso a los datos que recolectan los observadores durante la temporada de Rawson. Pero a partir del acuerdo de acceso a la información biológica celebrado el jueves pasado, entre el instituto y la Provincia, ese casillero podría comenzar a llenarse.

El jueves pasado el subsecretario de Pesca nacional, Antonio López Cazorla; y el secretario de Pesca provincial, Andrés Arbeletche, firmaron el acuerdo a partir del cual Chubut se compromete a facilitar el embarque de observadores a bordo asignados por el INIDEP, que deberá poner los datos a disposición de la provincia.

A la vez, el INIDEP se comprometió a colaborar en el análisis de las planillas de observadores, la carga y procesamiento de los datos y la realización de informes conjuntos, como así también a realizar capacitaciones.

Un artículo del acuerdo que deja entrever que, a pesar del cambio de postura, existe aún temor por la divulgación de datos, dispone que el informe que surja de los datos recogidos deberá ser elevado a las partes para “su previo conocimiento y consideración; como así también toda publicación que eventualmente pudiera generarse”.

La resistencia que opusieron las autoridades provinciales durante todo este tiempo, se explicaba, off the record, por el uso que actores del sector pudieran hacer de esa información, dado que la temporada de Rawson se desarrolla en un momento y espacio de intensa actividad reproductiva del recurso.

Sin embargo, como han explicado muchas veces los investigadores, esto no ha representado nunca un problema para la salud del recurso, que ha experimentado un considerable aumento en la abundancia y que con medidas de manejo adecuadas ha logrado una estabilidad en 200 mil toneladas anuales. Por lo que nadie debería ponerse colorado con los datos de hembras impregnadas que puedan conocerse a partir de ahora.

Según datos estimados por el INIDEP, las capturas de hembras impregnadas durante la temporada de Rawson se encuentran entre el 25 y el 50 por ciento, cifra similar a la que se da a fines del verano en el sector norte por fuera de la veda.

“Se pesca sobre reproductores, los porcentajes son altísimos”, señaló en una entrevista con este medio Paula Moriondo en 2022 y al mismo tiempo agregó que “la pesca en Rawson no ha afectado el desarrollo de la pesquería, lo que necesitamos saber es la evolución del recurso. Hay que tener claro que Rawson es un foco reproductivo pero que evidentemente no afecta a la población porque se ha incrementado”.

Con el acceso a la información que propicia este acuerdo se podrá conocer el tipo de concentración reproductiva, áreas, esfuerzo, como así también las características de esas concentraciones, cuál es el potencial reproductivo de las hembras, cuánto pueden llegar a aportar o no, las tallas sobre las que se está trabajando. Hasta ahora toda esa información biológica se perdía.

El acuerdo tiene una duración de dos años y se considerará renovado automáticamente si con anticipación de seis meses antes de su vencimiento, ninguna de las partes denuncia su finalización. Este dato da a entender que se trata de un proceso de prueba, que esperemos se mantenga en el tiempo.

Con su firma las autoridades provinciales han mostrado una mayor amplitud de miras que sería muy importante sostener en el tiempo, no solo porque es muy importante poder tener todos los datos de la pesquería para un manejo cada vez más preciso y eficiente, sino también porque el langostino de Rawson ha entrado en un proceso de certificación, en el cual la transparencia en aspectos biológicos es clave para avanzar. La madurez de las autoridades y de todo el sector será determinante para garantizar el éxito de este importante acuerdo.